El actual Ministro de Agricultura de la Nación fue dos veces diputado nacional y también presidió la comisión de Agricultura y Ganadería. Durante su paso por el Congreso logró la media sanción de proyectos como la desgravación por el uso de fertilizantes, el registro de productos fitosanitarios y promoción de frutas, algodón y productos orgánicos. También impulsó proyectos para modificar la ley de warrants y crear un banco de germoplasma.

Luis Basterra iba a asumir, por tercera vez, su banca como diputado nacional por Formosa, pero finalmente llegó la confirmación, luego de algunas semanas de rumores y fue oficializado como Ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación.

Ingeniero agrónomo de formación profesional, el ex diputado asumió por primera vez en el Congreso en el 2011, e inmediatamente fue confirmado como Presidente de la comisión de Agricultura de la Cámara Baja.

Durante su gestión, logró dictámenes de proyectos de pares y de su autoría. Entre los proyectos ajenos, al frente de la comisión, Basterra logró el dictamen de una modificación en el Instituto Nacional de la Yerba Mate, la clasificación de biocombustibles, fondos para el algodón, prevención del HLB, un régimen de promoción de la ganadería bovina en zonas áridas y el fomento de la producción de los búfalos de agua.

Pero también logró el dictamen y media sanción de varios proyectos de su autoría: impulsar la producción orgánica, crear un programa de promoción del algodón, el registro de fitosanitarios -que abarca desde la importación del producto hasta la receta de expendio-, una desgravación impositiva para impulsar el uso de fertilizantes -impulsado junto a Juan Casañas- y un régimen de promoción de frutas tropicales. Sin embargo, ninguno de ellos logró pasar el filtro de Senado, ya que no obtuvieron la sanción definitiva y perdieron estado parlamentario.

De todos modos, hubo cuatro proyectos de Basterra que corrieron mejor suerte y obtuvieron sanción definitiva: el fomento de la stevia, una modificación de la Ley  Ovina para incluir la producción de camélidos sudamericanos –guanaco y llama– y la creación de dos áreas marinas.

Ya como diputado opositor (2015-2019), Luis Basterra presentó una modificación a la Ley de Warrants vigente para ampliar el alcance de los créditos y se utilicen para productos de cualquier origen, naturaleza y estado, incluyendo especies vivas, entre otros puntos. También propuso crear un  Sistema Nacional de Recursos Genéticos, en manos del INTA, para mejor calidad de información para la alimentación y la agricultura.

Es común que los proyectos que no fueron sancionados, sean representados. Tal fue el caso de la iniciativa para la desgravación por el uso de fertilizantes, la promoción de frutas tropicales, de productos orgánicos, el registro de fitosanitarios y un programa de fomento del algodón que fueron representados entre el 2018 y 2019 por el actual ministro de Agricultura.

Aún no se conoce la agenda parlamentaria de la cartera agro que comanda Basterra: no sólo que se están terminando de definir los equipos, sino que, además, el Congreso se encuentra en receso hasta principios de febrero. De todos modos, trascendidos indicaron que una ley de fertilizantes podría estar dentro de las prioridades del formoseño.

Durante su último periodo como diputado nacional había trabajado en un proyectó de regulación de aplicaciones de fitosanitarios, aunque sin texto oficializado. Warrants sería un tema de su interés, aunque lejos de ser prioritario.

La ley de semillas es un misterio: Luis Basterra no acompaño el dictamen que, en 2018, alcanzó Cambiemos -sí asistió a todas las jornadas de exposiciones- y nunca presentó proyectos en esa línea, aunque reconoce la importancia que tiene para el sector.

Por el momento, dentro del paquete de leyes que espera sancionarse en sesiones extraordinarias, en febrero,  la ley de góndolas sería una de las iniciativas que estarían dentro de su esfera (industrialización y comercialización de productos -incluido agricultura familiar-).

Posiblemente, en la Asamblea Legislativa del 1 de marzo, Alberto Fernández proponga parte de la agenda legislativa del gobierno, que puede incluir proyectos vinculados a la producción.

 

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
UA-100749636-1 UA-140329542-1