Es la cuarta reunión del año que no alcanza el número suficiente para sesionar: solo había dos diputados de UNA;el oficialismo y el resto de la oposición, ausente. La postergación dela agenda parlamentaria del sector genera un costo para el campo.

La reunión comenzó pasada la media hora reglamentaria, tiempo que no fue suficiente para lograr la llegada de los diputados. Gilberto Alegre (UNA-Buenos Aires) se lamentó por la falta de quórum: “Aquí estamos  tratando de considerar temas de preocupación del sector”. El maratónico temario incluía proyectos de lechería, maquinaría agrícola, régimen de producción de porcinos y de frutas tropicales.

El Presidente de la Comisión estaba acompañado solamente por su compañera de bloque, Ma. Eugenia Brezo (UNA-Córdoba), lo que motivó el enojo con los diputados que incumplieron con su palabra: “ni los ocho que confirmaron están aquí”, fustigó. Para cerrar, se comprometió en “seguir insistiendo” con las convocatorias a comisión.

Desde temprano, en los pasillos se sabía que tanto el Frente para la Victoria como Cambiemos iban a estar ausentes, pero con aviso: varios cuestionaban la falta de un temario consensuado que justificara la asistencia a la comisión, para avanzar sobre algún tema en concreto.

Como corolario, la inactividad de las comisiones legislativas demora una vez más  la agenda parlamentaria del agro con un costo de oportunidad en inversiones postergadas evidente pero de difícil cálculo.

UA-100749636-1